jueves, 9 de enero de 2014

Cuando las ranas críen pelo - Carmine


Sorprendente pero la tenía ante mis ojos, era una rana con dos largas trenzas que colgaban a ambos lados de su cabeza, eran hermosas y en la punta un lazo precioso de color verde como no, haciendo juego con su brillante piel pringosa.
Aquella bruja tenía razón cuando me dijo: _ El día en que las ranas críen pelo, y tú seas testigo, ese día, pensarás que has perdido el juicio por completo, pero inmediatamente sabrás en tu interior que no se trata de eso. 

Texto e imagen: Carmine de El laberinto del Ompligo

2 comentarios:

Laura dijo...

Buenas tardes!!, esta rana peluda es una monada si la comparamos con otras especies con pelo... jiji...

Creo que Carmine ha colaborado en tu charca con buen paso, y yo voy a esperar un poquito a que las ranas críen pelo... a ver de qué se trata el asunto que he de conocer en mi interior... :)

Un besazo y feliz año para todos los tuyos, Puck.

Carmine dijo...

buenas tardes, cuánto me alegro de que te haya gustado y de poder compartir con todos vosotros esta ranita con el pelo largo.
Muchas gracias, un abrazo.